BIOGRAFIA DE PSYCHEDELIC FURS

Letras de canciones
Artistas por letra: # A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z
Buscar Artista:


Biografia de Psychedelic Furs




Si bien nacieron en Inglaterra durante la explosión punk de 1977, los Psychedelic Furs delinearon un estilo que encuentra sus influencias primarias tanto en el sonido agresivo de los Sex Pistols como en el glam de David Bowie o Roxy Music y pinceladas de rock psicodélico. Con la idea firme de escapar a cualquier tipo de rótulo, los hermanos Richard (vocalista) y Tim Butler (bajista) sentaron las bases de una banda a la que enseguida se sumaron el saxofonista Duncan Kilburn y el guitarrista Roger Morris. Así, y a la sombra de Siouxsie & the Banshees, Echo & the Bunnymen y Joy Division, el cuarteto hizo sus primeras armas recorriendo el cada vez más floreciente circuito under de Gran Bretaña.

Dos años más tarde de su gestación y luego de una veintena de shows sobre sus hombros, Psychedelic Furs se consolida con las incorporaciones del guitarrista John Ashton y el baterista Vince Ely. Por aquellos días, el grupo decide formalmente grabar su álbum debut. En medio de tal proceso y gracias al estatus que estaban adquiriendo en la escena independiente, los Furs son contratados por el sello multinacional Columbia de la CBS. Bajo esta ala, en 1980 llega a las disquerías el debut homónimo del ahora sexteto. El trabajo obtiene una respuesta asombrosa del público, que los colocó en el Top 20 de las listas británicas. La crítica especializada también los recibió con los brazos abiertos, y definió la música de los Butler y cía. como “un hermoso caos”.

Entusiasmados por la recepción que habían conseguido en su país de origen, la banda y su sello deciden salir a la conquista de los Estados Unidos. Con ese objetivo delante de sus narices, en 1981 se edita Talk Talk Talk, una placa que contiene un sonido más prolijo al de su predecesora y potenciales hit singles. La estrategia sale a la perfección y, enseguida, Psychedelic Furs invade las radios americanas con «Pretty in Pink», canción que inspiraría al director de cine John Hughes para hacer un film del mismo nombre en 1986.

“Diferencias artísticas” empujan a Duncan Kilburn y Roger Morris a abandonar el barco, reduciendo al grupo a cuarteto. Haciendo caso omiso a sus problemas internos, los Furs vuelven a dar otro zarpazo con el lanzamiento de Forever Now (1982), disco considerado clásico, con el cual logran un sonido personal.

Por estos meses, Vince Ely también deserta de la banda, dejando el puesto de baterista vacante. Los hermanos Butler toman el timón absoluto del grupo y le contestan a sus ex compañeros con Mirror Moves (1986), un suceso contundente en todo el planeta que ubicó a Psychedelic Furs en la cima. El éxito se potenciaría una temporada más tarde con el aterrizaje en las bateas de Midnight to Midnight. Desprendido de este trabajo, el simple «Heartbreak Beat» sonó hasta el hartazgo en cuanta radio pop tuviera a su alcance. Y una nueva versión de «Pretty in Pink», incluida en la película antes mencionada, ganó la distinción de canción clásica de los 80’s.

A partir de este momento, la popularidad de Psychedelic Furs comienza a caer vertiginosamente. Conflictos internos y dos discos desparejos, Book of Days (1989) y World Outside (1991), a los que tanto la crítica como el público le dieron la espalda, asestaron un golpe mortal a la trayectoria del grupo.

Como resultados de estos fracasos y cansado de batallar, el vocalista Richard Butler opta por poner a los Furs en el freeser y embarcarse en un proyecto solitario, al cual rápidamente apodó Love Spit Love y editó dos placas fechadas en 1994 y 1997.

Mientras esto sucedía, su hermano Tim continuaba escribiendo canciones con vistas a una posible reunión de su ex banda. Dicho deseo, finalmente, se hace realidad en el invierno boreal del 2000. A partir de allí y de forma intermitente, Psychedelic Furs realizó giras por todo el mundo donde desempolvaron sus viejas gemas y recibieron la distinción unánime de “grupo de culto”.